lunes, 2 de diciembre de 2013

TRENZA ANGÉLICA

  • Prefermento

135 gr harina de fuerza

20 gr levadura de panadería (en la versión original 13 gr)

75 gr de agua a temperatura ambiente


  • Masa principal

400 gr harina de fuerza

75 gr azucar

120 gr leche a temperatura ambiente

3 yemas de huevo mediano

1 cucharadita de sal

120 gr de mantequilla a temperatura ambiente







  

  • Glaseado

3/4 vaso de azucar glass

3 cuch. de leche

3 cuch. zumo de lima

  • Relleno

Uvas pasas de Moscatel

Un vaso de Moscatel

75 gr de nueces

75 gr de mantequilla fundida


1.- En un cuenco echamos la harina, desmenuzamos la levadura y agregamos el agua. Removemos todo bien hasta formar una bola.
2.- Tapamos con film transparente y dejamos fermentar hasta que la masa casi duplique su volumen inicial. Depende de la temperatura ambiente entre otras cosas, pero podría estar lista a partir de los 30 minutos de reposo. Yo necesité 1 hora pasada.
El prefermento está en bol central.

Hecho el prefermento.
1.- En un cuenco amplio echamos la harina, reservando 100 g para añadir poco a poco, y mezclamos despacio con la lechey las yemas de huevo ligeramente batidas, mientras removemos con una cuchara de palo.
2.- Agregamos el azúcar, la miel y la sal a la vez que seguimos uniendo con la harina.
3.- Troceamos el fermento y lo añadimos, mientras unimos poco a poco a los ingredientes que ya tenemos en el cuenco. Podemos amasar a mano, con robot amasadora (gancho).
4.- Si es necesario, agregaremos los 100 g de harina que hemos apartado. Una vez tengamos una masa unida, aunque pegajosa, debemos incorporar la mantequilla en trocitos. Esta parte a mano es la más compleja, pero con paciencia se consigue. Obtendremos una masa elástica, brillante, y que aunque grasa, se maneja muy bien y con las manos engrasadas, no se pega.
5.- Formamos una bola, cubrimos con film y dejamos reposar, en un cuenco engrasado, hasta que casi duplique su volumen inicial. Aproximadamente una hora dice la receta original, en mi caso.....2 horas.
6.- Engrasamos la mesa de trabajo. Volcamos la masa y le sacamos completamente el gas de la fermentación con las yemas de los dedos o el rodillo.
7.- Estiramos la masa en forma de rectángulo hasta dejarla muy fina, de unos 3 mm de espesor. Si está muy tensa y nos cuesta estirarla, dejaremos que repose un par de minutos y seguimos estirando.


8.- Derretimos los 50 g de mantequilla y pincelamos con ella toda la superficie de masa. Encima esparcimos las pasas, que podemos hidratar previamente en ron o agua, por ejemplo, y las nueces troceadas 



9.- Formamos un rulo con la masa  y lo cortamos a lo largo. 









10.- Trenzamos los dos cabos  y los unimos formando una corona. Pasamos nuestra trenza angélica a una bandeja de horno forrada con papel.







11.- Cubrimos con un poco de film, dejamos fermentar 30 minutos y horneamos a 180º durante unos 35 minutos, hasta que la trenza esté dorada y firme, pero tierna al tacto.
12.- Sacamos la trenza del horno, cubrimos con la glasa hecha con azúcar glass, leche y zumo de lima e introducimos en el horno apagado un par de minutos para que se seque.
Y lista para servir. Es un proceso largo pero merece la pena el resultado.
Algún consejo:
  • Recuerda no agregar toda la harina de golpe. Reserva unos 100 g que irás añadiendo poco a poco hasta que la masa esté en su punto. Cada harina tiene un % diferente de absorción, según su calidad, así que tenlo en cuenta.
  • Para hornear la trenza angélica puedes colocar en el centro un aro de metal engrasado para evitar que se cierre o simplemente no formar el círculo y hornearla recta.
  • Se conserva perfectamente un día entero, aunque está mucho más tierna recién hecha. Recuerda que esbollería casera y que carece de conservantes que tiene la bollería industrial.
  • Esta receta de Trenza Angélica es perfecta para Navidad. Decorada con glasa, unos frutos rojos y un poco de verde, como menta o romero, por ejemplo, queda preciosa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario